Desde Dentro de Cuba.

Distribuido por Cuba Free Press, Inc. - http://www.cubafreepress.org

14 de Julio del 2000

EXPLOSIÓN EN LA CATEDRAL. Por Rafael Contreras, Cuba Free Press.

Pinar del Río.- La catedral acoge en sus brazos de silencio y amor a los tres hombres.

Ramón Suárez Díaz y Modesto León Rodríguez, dos cubanos miembros del Movimiento Cívico Nacional Máximo Gómez, organización disidente en Cuba, van ese día 13 de julio a misa. Los acompaña este cronista. La misa será oficiada en homenaje a las víctimas del Remolcador 13 de Marzo.

Hace seis años ya en esa misma fecha (13 de julio) un remolcador cubano con emigrantes ilegales de la isla salió rumbo a Estados Unidos. En horas de la noche fue interceptado por guardacostas cubanos y así comenzó la tragedia. Los barcos de las autoridades cubanas intentaron impedir el viaje de los emigrantes. Decidieron entonces impactarse contra el remolcador civil cargado de mujeres y niños. El remolcador comenzó a hacer agua y terminó hundiendose. El cuadro era aterrador. En medio de la noche se escuchaban gritos de mujeres, hombres y niños clamando por la vida. Murieron más de treinta personas, once niños entre los muertos.

La iglesia católica oficia la misa este día 13 de julio del 2000.

Los tres hombres llegan al salón inmenso del recinto católico. Ya hay personas en él. El Padre Mario es quien oficia. En el mayor silencio llegan sus pasos. Todo está tocado como por ángeles. Llegan a la memoria los muertos que ya nos pertenecen. Cada lágrima tragada por el mar sale ahora por los ojos de casi todos los presentes. Este cronista apenas mira a sus acompañantes. Ellos se han metido también en el mundo de la memoria distante. No es bueno sacar a una persona de sus meditaciones.

Ramón y Modesto asisten a nombre del Movimiento Cívico Nacional Máximo Gómez. Es un movimiento de la oposición en la isla. Este día 13 de julio los miembros del Máximo Gómez también efectuan un ayuno de vigilia en homenaje a los muertos en la tragedia del Remolcador 13 de Marzo. Se ha ganado una batalla. Enfrentando constantes amenazas por parte de las autoridades cubanas, los miembros de la resistencia cívica en la provincia han realizado la actividad de homenaje.

Nada ha podido impedir que se recuerde a los muertos, nuestros muertos.

Inocentes víctimas, cuyo único sueño convertido por sus matadores en tragedia, era llegar a Estados Unidos y seguir la vida como merece el ser humano: respirando esperanzas.

La catedral envuelve a todos en su silencio. No se puede dudar que alguien, desde lo más profundo de sus meditaciones, oiga gritos de ahogados a lo lejos. Nadie va a dudar tampoco que el corazón a muchos se les rompe casi. En un banco a mi lado una adolescente llora callada. Unos bancos más al frente llora una anciana.

Estaremos siempre agradecidos a las autoridades eclesiásticas en nuestra ciudad. Agradecemos por estar en el dolor a nuestro lado. Agradecemos por que saben recibirnos en sus brazos en las amargas horas que vivimos. Agradecemos porque viven también con nosotros estas horas.

Como a un padre mayor vimos y escuchamos al sacerdote Mario. Como un padre mayor nos dio consuelo y esperanza. Supo este 13 de julio llevar en el recuerdo a sus ovejas. Obedecimos agradecidos guiados por su verbo sano.

Hoy es 13 de julio del 2000. Acaba la misa y el recuerdo sigue.

El cronista abandona la catedral acompañado de sus dos hermanos de sueños y causas. Ramón Suárez Díaz y Modesto León Rodríguez se despiden del cronista en un abrazo. Los tres sentimos que en el pecho el corazón, como uno sólo, explota. La catedral se estremece en jubileo: hemos cumplido con los muertos.

Rafael Contreras, Cuba Free Press


CUBA FREE PRESS, INC.
P.O. Box 652035
Miami, FL 33265-2035
Phone: (305)270 8779 -- Fax: (305)595 1883

E-mail: mailbox@cubafreepress.org
Home: http://www.cubafreepress.org
Copyright © 2000 - Cuba Free Press, Inc.