Desde Dentro de Cuba.

Distribuido por Cuba Free Press, Inc. - http://www.cubafreepress.org

28 de Enero del 2000

GERVARIO ESTA MUERTO PARA TODO EL MUNDO: Por Rafael Contreras Bueno, Cuba Free Press.

Pinar del Río.- Gervasio está muerto para todo el mundo. Desde hace tiempo la gente evita hasta saludarlo. Le huyen como a la misma muerte. Esta tarde uno de los del grupo del parque lo vio venir, entonces, le avisó a los demás. Todos se fueron separando por su lado, como la puesta en escena de una coreografía. O como si en el medio les hubieran tirado una granada de mano. Gervasio llegó al banco donde unos instantes atrás, se sentaba el grupo completo. Allí nada más quedaba el mudo Arquímides. No hace falta decir que Arquímides también es sordo. La especial condición de Arquímides lo hace el único que no se ha enterado de lo de Gervasio.

La historia se supo en el barrio gracias al flaco Torriente. La verdad es que cuando Gervasio llegó al barrio se ganó a todos. Es un tipo de más de 60 años, con buena labia y entonces, caía bien. Tenía carisma para la gente. La tertulia del parque se realizaba a su alrededor. Sabía buenos cuentos. De mujeres y tragos. Gervasio hacía una especie de pase de revista sobre su juventud, pero sólo contaba la parte buena. Lo otro, lo ocultaba. Y lo contó el flaco Torriente.

El flaco llegó al barrio dos años después que Gervasio. Conocía a éste desde hacía mucho tiempo ya. Una mañanita de invierno cuando el grupo se alineaba en el largo banco del parque del pueblo, uno de esos bancos inmensos donde cabe mucha gente, y ese día, por ser frío, se buscaba además de un lugar, un poco de calor. En eso llegó el flaco Torriente y soltó la advertencia. "Les aconsejo que no se confíen en Gervasio muchachones. Ese tipo nunca tuvo bandera. El que no tiene bandera no tiene bando. Es más, no tiene mi madre".

Nadie ripostó, no se sabe si por respeto a las canas de Torriente o la seriedad con que hizo la advertencia. El caso es que nadie respondió. Torriente se dio cuenta de la sorpresa que dejó en el grupo su advertencia. Entonces, empezó a contar hechos del Gervasio sin bandera y sin bando. Gervasio había sido miembro del 26 de Julio, había luchado contra Batista y la gente había confiado en él, pero casi todos los que así lo hicieron, estaban hoy muertos. A la misma vez, había sido chivato de la policía. Alguien ripostó que eso era difícil, que de ser así, a Gervasio lo habrían fusilado cuando el triunfo de la Revolución. Torriente sonrió y siguió contando.

Entonces explicó que la historia de Gervasio se la había contado él mismo estando borracho, que nadie la sabía. Agregó Torriente que después del triunfo fue cuando más daño hizo. Trabajó infiltrado en grupos que estaban contra Castro. Después que lo retiraron como agente de la Seguridad, empezó a virarse contra el gobierno. Decía que no le daban la atención que merecía, en fin, estaba arrepentido. Por eso les hago la advertencia, dijo Torriente, porque sé que todos los del grupo son opositores al gobierno y había visto a Gervasio dándonos vuelta y conversando mucho con nosotros. Menos mal que nunca llegamos a hablar con Gervasio de política. Ahora le damos gracias a Dios por ello.

Esa tarde todos salimos del parque cuando nos avisaron que ahí venía Gervasio. A su lado sólo estaba Arquímides, el mudo. Miraba a todos lados y no se daba cuenta de por qué se habían ido todos. En una esquina estaba el que nos avisó. A modo de señas le de salvación le hizo una mímica al mudo cuando Gervasio miraba hacia otro lado. La señal del dedo en la lengua señalando para Gervasio. Quería decir en buen cubano que el hombre era chivato. El mudo la captó, y salió del banco como picado por una avispa con rabia. Gervasio no pudo hacer nada más. Vio que el mudo sele iba y gritó, inútilmente, porque también es sordo y aunque no lo fuera, jamás habría aceptado oír y hablar con Gervasio. Está muerto y enterrado para todo el mundo. Hay que huirle a Gervasio como a la misma muerte. En realidad, apesta.

Rafael Contreras Bueno, Cuba Free Press.


CUBA FREE PRESS, INC.
P.O. Box 652035
Miami, FL 33265-2035
Phone: (305)270 8779 -- Fax: (305)595 1883

E-mail: mailbox@cubafreepress.org
Home: http://www.cubafreepress.org
Copyright © 1999 - Cuba Free Press, Inc.