Desde Dentro de Cuba.

Distribuido por Cuba Free Press, Inc. - http://www.cubafreepress.org

16 de Agosto del 2002

MÁS NEGRO QUE EL INFIERNO. Richard Roselló, periodista independiente, para Cuba Free Press.

La Habana.- Muchos barrios de la Capital y especialmente Municipios de la provincia Habana, viven un Estado de violencia y de deterioro social. Esta epidemia a irrumpido en la tranquilidad que tanto afecta la calidad de vida de los que en ella habitan.

En el espacio de una semana, dos han ocurrido en Batabano, Municipio ubicado al sur de la Ciudad de la Habana, a 50 km. Dos muertos apuñaleados por ajustes de cuenta. El domingo 11, Miguel Vacilio Pescador de 47 años. También el domingo anterior se velaba a un joven llamado Pupi . Y a penas dos meses atrás mayoría Amauri Blanco de 43.

Muertes por otras cusas han hecho escándalo en lo que va de mes. Una niña y un niño fueron sorprendidos por una descarga eléctrica, salvándose el segundo quedando el primero en estado grave. Mientras una señora, el 4 del presente mes moría asfixiada con su propia prótesis dental como resultado de una negligencia medica, según fuentes locales que no revelaremos.

“Pueblo chiquito, infierno grande” versa el refrán no menos cierto. Pero todo no acaba aquí. Tanto rumor no puede ser una mentira. Es la tendencia al suicidio, alcanzando uno de los primeros Municipios del País.

En el orden administrativo y de servicio suman algunos. La relojería del pueblo no ofrece servicios a falta de piezas de repuesto. Su óptica cerrada porque la única empleada pasa un curso en otro Municipio. Y la falta de agua y luz en el dentista. “Es para halarse los pelos con este Municipio “dijo, una moradora del lugar.

Una panadería parada por filtraciones en sus techos y las escasas opciones alimentarías. Puyes el control estatal acosando siempre a que el pequeño agricultor le venda barato, sin ganancias para su trabajo, han conseguido que desaparezca todo; ¡ Que nos vamos a hacer!- se preguntaron decenas de pobladores.

En asuntos médicos: es preocupante. Ante todo la desatención a las personas de l tercera edad y el atraso de dieta para diabéticos, como única esperanza de supervivencia. La escasez de médicos por superación, no es coordinada a que se suplan por otros galenos, Pero cuando ellos estaban, apenas o casi nunca visitan a sus pacientes con la consabida falta de comunicación. A pesar de lo pequeño, menos de dos km, en su longitud mayor de territorio poblado

Ni que decir de la recreación para jóvenes. Un círculo social desatendido, con falta de agua, ventilación donde sobra el ron pendenciero, porque una de las formas de cultura que moviliza a sus fanáticos es la bebida. Causa de pleitos y agresiones cotidianas.

Las calles sucias, rotas, y con aguas albañales estancadas. Viviendas en mal estado y en derrumbes. En dicho Municipio no existen campañas para los mosquitos y las plagas dan deseo de abandonar el pueblo.

La oferta gastronomita es pésima. Batabano carece de buenos restaurantes y mejor oferta. De hoteles, cafeterías y sitios de interés turístico. De círculos de recreación con las condiciones humanas; parques para niños. Protección y tranquilidad de su pequeño balneario. Importante es que se restaure con suma urgencia la Clínica Nuestra Señora del Rosario donde murió el autor del bals “sobre las olas” Juventino Rosas en 1894, en el Surgidero de Batabano. Y no menos importante es la falta de transporte que tiene.

También necesita agentes del orden público. Que reparen sus escuelas destruidas porque estas no forman parte del Proyecto de Castro. Batabano necesita que respeten sus tradiciones. Bueno sería también con esas viviendas que comenzaron a repararse, por orden de Carlos Lage, y que fueron destruidas por el ciclón y hoy están abandonadas.

Batabano en la Republica fue prospera. Dedicada a la pesca, ganado, agricultura y al Comercio marítimo. Perdió aquel denominativo de “lugareño pobre”, dado por Alejandro Von Humbolt, en su paso por ella, en 1804. Se esforzó tanto que construyó; fabricas de hielo, planta eléctrica, tres hoteles, decenas de comercios minoristas, imprentas, periódicos, cuatro panaderías, dos cines con lo mejor de las ofertas y tres fotografías. Tenía un bello Casino Social, Mas un ferrocarril, desde 1843, permitirá un activo de todo tipo entre La Habana, la Isla y puertos del sur. La mayoría de lo anterior han desaparecido de la faz. Y lo que queda en el olvido de la Revolución.

Batabano, hoy retornó a sus orígenes Humboldtciano . De él solo quedan sus retratos en paisajes con lujuriosa tormenta roja que nos ofrece su más grande de artista plástico contemporáneo: Vicentino, “el pintor de la emigración”

Reportó: Richard Roselló, para Cuba Free Press.


CUBA FREE PRESS, INC.
P.O. Box 652035
Miami, FL 33265-2035
Phone: (305)270 8779 -- Fax: (305)595 1883

E-mail: mailbox@cubafreepress.org
Home: http://www.cubafreepress.org
Copyright © 2002 - Cuba Free Press, Inc.