Desde Dentro de Cuba.

Distribuido por Cuba Free Press, Inc. - http://www.cubafreepress.org

02 de Agosto del 2002

EL MONO QUE NUNCA VE SU RABO. Richard Roselló, de Cuba Free Press.

La Habana.- Juventud Rebelde, el diario de la juventud cubana, publica en su columna InterNos sobre el más reciente Sistema de Información y Prevención del Terrorismo, proyecto asumido por el Departamento de Justicia de los Estados Unidos. Véase 7 julio:2.

Conocido con las siglas TIPS el siguiente “propicia la vigilancia de millones de estadounidenses por otros y la delación, en claro menos precio y agresión a las libertades individuales”.

Cita, además, que se “reclutarán a informantes” a los que la disposición ha tenido sus críticas con los “grupos defensores de los derechos y libertades civiles”. A los voluntarios... les permitirán tener acceso directo a las casas, los negocios por lo que pueden poner escuchas en micrófonos a cámaras. Un millón de agentes pondrán a disposición de la población estadounidense de “24 millones de personas. Por tanto, ?señala el articulista? que la cuenta esta cerrada: un espía por cada 24 norteamericanos”.

Podrán estar disfrazados de chóferes, carteros, empleados del gas, la luz y el teléfono. La noticia volvió a salir unos días después en el mismo diario. Era otra tónica pero igual argumento. Se espera que bajo otros títulos los periodistas oficialistas de la isla hagan de este asunto un rico tamal en cazuela. Ellos hablan de TIPS como si el diablo hubiese entrado en los hogares estadounidenses. Y lo harán en la medida que UD.. sea un sospechoso de guardar o atentar contra su gobierno. Pero los cubanos conocemos “de la pata que cogíamos”. Tan bien que no podemos obviar nuestras organizaciones de masas. Que suman unas 18 dispuestas a controlarle, por toda las vías. Y los que lo integran son vigilantes, informantes, trompetas, chivatos, oportunistas o quien quiera apoyar el Castrismo.

Todas, han sido preparadas. Por si acaso no funciona una, están previstas además. Es una alambrada difícil y para atravesarla o burlarla se necesita ser mago o invisible. Lo cierto es cada una, de una forma u de otra contribuyen con la vigilancia de cada individuo cubano. De saberlo todo. Hasta lo que sucede en cada hogar, trabajo y vida personal. ¿Qué hacen? ¿Qué piensan? ¿Cómo viven? ¿Con quien? ¿Qué comen y quienes son sus amistades?. Es un racimo de preguntas que no dejan fisuras a la más perfecta fotografía.

TIPS no se compara con las organizaciones de masas del país. Y por más que intimiden a los norteamericanos de éstas siglas, nunca serán más perfectas que el aparato de vigilancia montado por Castro para conseguir su dictadura.

TIPS deberá aprender mucho de los cederistas aliados a los Comités de Defensa de la Revolución (CDR). O del Sistema Único de Exploración de la República de Cuba (SUE); los Consejos Populares; funcionarios de la Unión de Jóvenes Comunistas (UJC), asociados de la Central de Trabajadores de Cuba (CTC), militantes del Partido Comunista de Cuba (PCC), oficiales del Departamento Técnico de Investigación (DTI), del Departamento Nacional de Investigación (DNI), y Departamento de Seguridad del Estado (DSE). También de la Asociación de Combatientes de la Revolución. Incluyendo por supuesto contadores del gas, empleados de teléfonos, alcantarilla, luz, enfermeras y médicos o fumigadores del mosquito.

Cualquiera estará dispuesto a servir a la causa del comunismo. Desde estudiantes de la FEEM y FEU, miembros de las Milicias de Trotas Territoriales (MTT), o Jefes de Sectores de la Policía Nacional Revolucionaria (PNR), activos de la Defensa Civil (DC), responsables del Censo de población y vivienda y hasta el más cruel delincuente, turista o de Derechos Humanos que en no pocas ocasiones de la semana difunden y denuncian estos males. Hasta los inocentes “pinos nuevos” de la Organización de Pioneros José Martí (OPJM) y la Fuerza de Acción Pioneril (FAPI) son serviles incautos de la información.

Usted no tiene salida cubano. A cada uno, se le reserva un expediente donde están sus últimas actividades no agradadas por el régimen. Aquí esta claro todo y todo bien planificado. Tanto mejor que la economía. Y más eficiente que la medicina son los servicios de vigilancia personal.

Más de cinco millones de agentes están preparados como vigilantes de la población cubana de casi once millones de personas. Por lo tanto la cuenta esta cerrada: un espía por cada dos habitantes.

Reportó: Richard Roselló, para Cuba Free Press.


CUBA FREE PRESS, INC.
P.O. Box 652035
Miami, FL 33265-2035
Phone: (305)270 8779 -- Fax: (305)595 1883

E-mail: mailbox@cubafreepress.org
Home: http://www.cubafreepress.org
Copyright © 2002 - Cuba Free Press, Inc.