Desde Dentro de Cuba.

Distribuido por Cuba Free Press, Inc. - http://www.cubafreepress.org

Abril 1, 1999

CAFÉ CON LECHE Si Dios quiere los habaneros podrán continuar su tradición de tomar todos los días café con leche. Pero aún deberán esperar un poco. Por Tania Quintero, Cuba Free Press.

La Habana, Cuba Free Press.— El café para los cubanos es como el té para los ingleses. Son raros los criollos que puedan prescindir de tomar. Al levantarse, un buchito de café. Al cubano que hoy vive aquí le puede faltar la comida pero no el café para colar una vez al día, por lo menos.

Pero el café es uno de los productos normados. A cada cubano "le toca por la libreta" –de racionamiento--, dos onzas de café mezclado con chícharos, cada 15 días. O sea, cuatro onzas per capita al mes. Cuatro onzas sólo alcanzan para dos coladas en una cafetera grande. Por ello, los que no pueden vivir sin tomar tres o cuatro de café al día tienen que disponer de no menos de 40 pesos para comprar los sobres de cuatro onzas que a 10 pesos –50 centavos de dólar—se consiguen el mercado negro.

En las tiendas recaudadoras de divisas –las famosas shopppings-- venden paquetes de superior calidad de las marcas "Cubitas", "Indiana" o "Caracolillo", aprecios que varían desde 0,75 centavos de dólar (el envase menor) hasta 6,10 dólares, una libra.

Entre los países exportadores de café, Cuba ocupa el puesto 36. Sus principales clientes son Francia, Alemania, Gran Bretaña. Italia, Austria, Japón y Canadá. Las zonas productoras son cuatro: montañas de la Sierra Maestra y de Sagua-Baracoa, en el oriente de la isla; las lomas del Escambray, en el centro, y la cordillera Sierra del Rosario y de los Órganos, en occidente. Entre las variedades cultivadas sobresalen la Crystal mountain, Extra Turquino especial y Caracolillo. En los últimos años el cultivo del café sufrió un brusco descenso a causa de la desatención de los cafetales por el abandono de las cerca de 10 mil familias de las serranías orientales, así como por el déficit de mano de obra.

En 1995-96 la cosecha fue de 15 mil toneladas métricas, inferior a la de 1994, cuando se recolectaron 17, 727 toneladas del grano. Para el 2000 se aspira a una producción de 45 mil toneladas.

NÉCTAR NEGRO DE DIOSES BLANCOS

El café fue introducido en Cuba en 1748 por el español José Antonio Gelabert quien trajo, desde Santo Domingo, República Dominicana, las primeras semillas que eran de la variedad Esperanza de Arábica, hoy como típica. Pero fueron los emigrantes franceses escapados de Haití en 1789 tras el estallido de la Revolución haitiana los que en las tierras del oriente de la isla levantaron casonas señoriales alrededor de los cafetales.

A partir de entonces "el néctar negro de los dioses blancos" comenzó a ser cultivado con modernas técnicas.

Con vistas a recuperar las producciones de otros tiempos, a fines de febrero de 1999 el Instituto de Investigaciones del Café, situado en Santiago de Cuba, a 967 kilómetros al este de La Habana, fue sede de una reunión de ejecutivos de firmas productoras y comercializadoras del grano, en varias naciones de Europa, Asia y América.

El patrimonio cafetalero nacional es de 161 mil hectáreas y de aproximadamente un centenar de unidades de producción en cooperativas. Cada año alrededor de 80 mil personas son movilizadas para la recogida del café.

"Ojalá que llueva café en el campo", dice una popular canción del dominicano Juan Luis guerra. Pero si en vez de café cae mucha agua los beneficiados serán los planes lecheros. A partir de septiembre de este año un combinado lácteo será inaugurado en las afueras de La Habana y que en su primera fase abastecerá a los habaneros. La producción inicial será a partir de leche en polvo, importada de países excedentarios y no será hasta el tercer año en que comenzará una empresa mixta, explotada junto con la Central Lechera Asturiana (CLAS) de España.

La noticia, que ya fue dada a conocer en Oviedo, la capital del Principado de Asturias, es una alegría para los cubanos, especialmente los habaneros. Porque además de ser los primeros beneficiados con esta inversión española de 6 millones de dólares, permitirá a los mayores de 40 reiniciar su hábito de tomar café con leche en el desayuno y, a los más viejos, no comer por las tardes e irse a dormir con un buen vaso de café con leche entre pecho y espalda.

Tania Quintero, Cuba Free Press.


CUBA FREE PRESS, INC.
P.O. Box 652035
Miami, FL 33265-2035
E-mail: mailbox@cubafreepress.org
Home: http://www.cubafreepress.org
Copyright © 1999 - Cuba Free Press, Inc.